15 mayo 2006

Politiqueo: República y fútbol


No es esta la primera - ni al paso que vamos - la última vez que le doy espacio a d'Urgell . El caso es curioso porque en cierto modo me veo obligado a reconocer que me pasa como con el Real Madrid. Es decir, republicano realmente no soy, pero sin lugar a dudas soy antimonárquico.


Teatro Real
por Jaume d'Urgell
Reflexiones críticas con la institución de la monarquía, en defensa del restablecimiento de la legitimidad republicana.

Hace unos días tuve el privilegio de conversar con un buen amigo, arquitecto, honesto y capaz, y me planteó su inquietud ante la existencia de una parte de la ciudadanía que adopta una actitud pasiva ante los desafíos que plantea la más elemental reflexión crítica de la sociedad en que vivimos: los desequilibrios socio-económicos, la desigualdad de derechos entre seres humanos, la proliferación de conflictos bélicos, lo insostenible de nuestra relación con el medio natural, el empobrecimiento cultural al que asistimos no solo en los medios de comunicación de titularidad privada sino también en los entes públicos de difusión e información, la censura previa contra personas e ideas, el sometimiento a los dictados de oscuras corporaciones empresariales y aún potencias extranjeras, la invención de barreras contra la libre circulación de los seres humanos, la indiferencia ante el sufrimiento o la marginación ajena que anida en la forma de vida de quienes el azar ha visto nacer en situación privilegiada y, por encima de todo: la negación de la democracia. Negación sostenible solo mediante el uso intencionado de incultura, silencio e inercia, al servicio de intereses creados por clases dominantes como el ejército, el capital, los partidos, la banca y la iglesia.

Seguir leyendo Teatro Real