30 junio 2005

Politiqueo: Haciéndo cabriolas para la Casa Blanca


El hijo de Bush dio ayer una charla propagandística para animar a la opinión pública y a sus tropas a seguir adelante. Esto no es noticia. Desafortunadamente mientras siga dirigiendo su gobierno como si fuera un jinete a lomos de un caballo ciego habrá poco nuevo que añadir. Patria, estado, libertad, sacrificio, terrorismo, América, dios... palabras llenas de significado.

Mientras tanto la BBC en una retransmisión previa a la charla del presidente dice que tiene un corresponsal en una población en medio del estado de Pennsylvania, Shelvyville creo, desde donde van a tomarle el pulso a la opinión del americano medio. Conectan con una entrevista al responsable del periódico local, es decir a otro periodista, que se erige en portavoz de su población y cuenta como lloraron las bajas de los primeros soldados de Shelvyville en Irak:

-Cuando el párroco lo anunció, todos nos echamos a llorar. Es la única vez en toda mi vida que no puedo recordar el contenido del sermón.
-¿Y ha cambiado esto la opinión local sobre la importancia de las operaciones en Irak?
-No, en absoluto, al contrario. Cada una de estas muertes ha reafirmado y aumentado nuestra convicción de que lo que estamos haciendo allí es lo correcto.

Y eso fue todo. Ni otras opiniones opuestas, ni otras voces similares, nada, eso fue lo que la BBC ofrecio, nada más. Esa, ese señor, era la opinión de América. Triste que la BBC se vea haciendo este juego digno de las cadenas más vergonzosas del país como la Fox. Si hubiera habido diversidad de opiniones, uno se tendría que callar, si las propias encuestas fueran definitivas, quizás habría que realizar otro análisis. Pero con una opinión publica dividida este periodismo y manipulación es difícil de tragar. Pero si cuela, cuela...

Aclaración

No teniendo televisión por cable o digital, la cual también esta llena de periodismo radioactivo, sólo tengo a mi disposición los canales locales. Los informativos populares son realmente tragicómicos, no sabes si reír o llorar por el trabajo que realizan. El único hueco decente lo tienen los informativos de la BBC que recibo de una emisora universitaria. Entre esto y lo de ayer si la BBC continua comunicando así regularmente, vendo la tele o la tiro por la ventana según se de la noticia. Bueno, como se dice por aquí: ¡Que fluya la libertad!